2.23.2008

el taxista nota roja.... narraciones en ruedas

Primero que nada tengo que decir que las palabras achicharramiento, acaloramiento, sofocación no son nada comparadas con lo que siento ahorita... Estoy en Cuernavaca, y estamos a unos 37 grados afuera, al sol, vengo de colgar ropa, y tostarme, creo que ya me estoy acostumbrando al clima del DF porque siento demasiado calor en Cuernavaca.
Vine a suavizar un poco las cosas en el ambiente familiar, claro que unos martinis ayudaron, pláticas sobre la vista y los oculistas también... una rica sopa de espinacas con huevo cocido encima, pollo al vino blanco con romero, zanahorias con naranja y chooooocolaaaate también ayudaron. Es chistoso, aquí como que luego cocino más elaborado, pero es porque alguien más se comerá mi comida, porque no estoy a las prisas y porque siempre quiero que digan ay qué rico!
Pero bueno, volvamos el tiempo a unas horas atrás...
Me vine en el camión número 010 de las 10:10 en el asiento 10, era como para maradona, tuve buena suerte y nadie se fue sentado junto a mi, así que a extender las patrullas y echarse un sueñito de esos ricos que puedo hacer sobre ruedas... Tardamos un poco en salir del DF, con tanto caos, era de esperarse, yo iba leyendo y tarareando, enfrente y al lado venían 4 niños con sus respectivos padres y tíos, ahh pero qué buen escándalo traían, que paquito estate en paz, que lorena me pisó, que luís está sacándome la lengua, que pepe no quiere darme de su torta... Pues sí, olor a torta de pierna, chocomilk, gritos y movimientos... dije, no no, a dormir... así que no supe nada hasta llegar a Cuernavaca.
Bajé mi maleta, y agarré taxi para la casa de mi mamá, el taxista amable y platicador me preguntó a dónde me llevaría, ya le dije y arrancó, a los pocos metros se paró a dialogar con otro taxista -qui'ubo!!??? a las 3 nos vamos por aquellín, a la licorería???
-claro, 3:30 porque tengo que ir a recoger algo del carro que choqué
-ta bueno, ahí nos vemos!
seguimos andando y en el primer semáforo que se pone a contarme de que el otro día atropellaron a un cuate ahí, que se veía el chorrito de sangre, y parte de sus huesos...
dimos la vuelta, pasamos por el mercado de cuernavaca y me contó que el otro día hubo un accidente debido a unas naranjas en el camino, que chocaron 4 carros, una señora sí acabó en el hospital y la poli se llevó a una grua al corralón....
Ya cerca de la casa me contó de otros dos atropellados - sí, les salían los huesos, uno de ellos tenía el pie volteado al revés, otro tenía sangre en la cara, como por las cejas y la nariz, seguramente la tenía rota, estoy seguro que vi uno de los dedos de alguno en otro lugar, el golpe fue fatal, yo no sé cómo no se murieron, creo que uno no recuerda nada, cómo se dice, amensia???-
-amnesia
-eso mero, pues sí, escenas trágicas, pero muy emocionantes, dan ganas de hacerla de poli o fotógrafo o periodista de esos periódicos muy interesantes sobre crímenes, asesinatos y accidentes... los accidentes no existen... todo ya está pre meditado no cree señorita??? así lo decide dios...
-no lo creo, pero cada quien lo que quiera pensar
- si si, así le digo a mis amigos, déjenme ser, me gusta ver esas cosas, soy curioso, no mormoso
-morboso?
-eso mero, ya ve que luego a uno se le olvidan las palabras, pero usté me entendió, se ve que es usté inteligente, y amable, a ver si tenemos suerte y nos toca un accidente, pa que lo cuente usté a sus hijos y nietos algún día.
- ojalá que no haya accidentes en el camino, no me gusta ver esas cosas
-ahh le tiene miedo a la sangre? porque si es así, pos está difícil, pero sino, si es por otra cosa, pos verá que es emocionante... es que la gente se accidenta por algo, ya está dicho, les sucederá ese día a tal hora, la gente no se puede escapar de su destino.
En ese momento llegamos, por suerte, la verdad es que sí me quedé pensando... ok, a mi me gusta leer novela negra, policiaca, asesinatos, me gustan las películas de ese estilo, pero no disfruto ver accidentes y narrarlos así... me dio como miedo de que el taxista estuviera más loco que yo, jaja.
En fin, me lanzo al cine y luego al boliche, jaja, fin de semana diferente... que les vaya bien vientos huracanados sin accidentes ;)

7 comments:

Mogul said...
This comment has been removed by a blog administrator.
anais said...

chale
me sentí como cuando pasa a nosotros los psicologos que creen que no debemos estar locos jejeje
que buen chiste

la cosa es que
siii no mames se siente raro cuando un loco (y no me refiero a desorden mental) sino a alguien que te dice cosas así y te da miedo e incomodidad pero pues... tienes que seguir oyendo

changos

jejej estoy un poco dormida ya
besos

(ah pero que guapo hombre... ya sabes de quien hablo jejeej bye)

Isteri said...

jijiji, no me acuerdo en que novelitaa leí que sería rico que uno supiera, al apagar la velita del pastel, si ese sería su último cumpleaños....

será???

besillos ixtericox

Andrés said...

si necesitas algun dia en el Df que alguien te diga que que rico cocinas, cuando quieras. ja.

a mi me incomoda a sobre manera que la gente maneje mal, por que pasan accidentes, ironicamente en la oficina, cuando todos creemos que van a chocar nos emocionamos.

the lines on my face said...

anais: sí la neta tiene lo suyo ese hombre, jajaja, y sí, muy incómodo platicar con gente así.. pero no sé por qué siempre me pasa.
isteri: velitas de pasteles, uuu hace un chorro que no apago velitas, siempre se me olvida comprarlas...
andrés: jajaja, pues eso de necesitar no, pero un día te invito, pasamos la oficina un ratito a mi casa con una buena comida... aunque sin accidentes, esperemos!!!
saludines a todos

Vilknk said...

chale q desesperante hombre! jajajjaja.. me lo imaginé como un "merolico" (qué gran palabra) jaja.. pues saludos sofocantes!

the lines on my face said...

vicos: merolico, sí, tal vez, jajaja, pero daba cosita... saludos no sofocantes ;)