12.28.2006

nothing or too much to give (me, you, us, them)


Ya viene el fin de año, en los aparadores de las tiendas se ven puros chones rojos y amarillos, para la suerte en el amor y el dinero para el año venidero... Las revistas asoman sus predicciones para el 2007, numerología, astrología y mentiras.
Me pregunto mientras camino siguiendo los pasos de mi mamá y mi hermano en la fayuca, realmente ¿por qué pensamos que alguna de las tantas cosas que hacemos a fin de año sirve para algo? El dinero no depende si los calzones son amarillos o de los borregos atrás de las puertas o las moneditas en las sávilas, el amor no sale de los chones rojos, ni el sexo de los negros. Los deseos no se cumplen por comerse 12 uvas en los últimos segundos del año que se va. Ni los viajes se darán saliendo de la casa y dando vueltas con maletas en manos.
En serio, pienso todas esas cosas y me da mucha risa, creo que nunca me lo he tomado en serio, desde chiquita hacía lo de las uvas sólo para ver cómo me podría ver con 12 uvas dentro de mi boca, y siempre le hacía como el padrino y acababa escupiendo como 1/4 parte de lo que tenía adentro de mi boca. Ahora ni deseos pido, no tiene sentido, he pedido muchos deseos, he dado tanto y será el destino o sepa qué diablos, pero no se cumplen, jaja.
Podría tomármelo más en serio este año a ver si algo resulta de las tantas cosas que se hacen, pero realmente me vería muy graciosa vistiendo tantos chones, con maletas, escobas, revistas, velas, uvas, sería un monumento vivo a lo churrigueresco.
Mejor nada, mejor nada...
nada que desear ni pensar ni dar ni recibir...
viene otro año que pinta para ser decisivo y definitivo en muchas cosas en mi vida...
sólo espero que no caiga de zopetón...
nota: en la foto se ve mi cara reflejada, lo que es tener una camarita y tiempo libre :)

5 comments:

Megara said...

Pues en mi clase de religion hablabamos que no hay que preguntarnos si pasan las cosas o no, o si los santos si te dan lo que pides, o los rituales si te ayudan o no, mas bien hay que ver la interaccion entre estos rituales y nosotros mismos, cómo reaccionamos...nosotros mismos creamos todo, nos sugestionamos pero tenemos fe en que es algo externo. Sea como sea, feliz año!!! un abrazo

Ale Morando said...

amiga, lo más divertido del año nuevo son justamente todos esos "rituales" que varían en cada familia y se convierten en una tradición que no siempre es del todo cierta pero que divierte y no serían lo mismo estas fiestas sin toda la parafernalia de las velitas, las uvas, la coretiza con maletas y todo eso jaja

te mando un abrazote, espero que el 2007 sea un año maravilloso para todos nosotros y que te lo pases padrísimo!!!

recuerda que tqm

Angawen said...

Amiga!!!
Que te digo, yo tampoco hago nada de esos shows añonuevescos ni nada por el estilo. De hecho tampoco soy de las que piden deseos o se forjan propósitos para el año que viene.
Yo creo que mas bien hay que tratar, durante tooooodo el año, de ir logrando nuestras metas y sueños... y si no los logramos al menos si hay que irnos acercando a ellos dentro de lo posible.
A veces lo que ayuda es no ver solo lo malo que nos pasó durante el año sino analizar todo lo que aprendimos y maduramos en ese año.

Mucho ánimo. Te mando un abrazo enorme y recuerda que, pase lo que pase y decidas lo que decidas cuentas conmigo.

Te quiero mucho amiga

Vilknk said...

Ay esos chones rojos... y amarillos horriblemente kitsch luego hasta les cuelgan elefantes y perros, q desagradable jajjaa.
Comparto esa risa por los "rituales"... de año nuevo... coincido con Megarus, tampoco me preocupan tanto si funcionan o no, el simple hecho de q existan es fascinante.
Feliz comienzo!
:)

the lines on my face said...

gracias a todos, y muy feliz año 2007 :)